Saltar al contenido

Salvaje

El arroz salvaje se caracteriza visualmente por su apariencia. Sus granos son largos y estilizados, nos llama la atención es su color marrón oscuro casi negro.

Recetas de Arroz Salvaje

Te proponemos las siguientes sencillas recetas para aprender a cocinar arroz Salvaje. Puedes encontrar el arroz silvestre tal cual o mezclado con otros tipos de arroz, tenlo en cuenta a la hora de calcular los tiempos de cocción.

Arroz Salvaje

No es un arroz verdadero, pues perteneciendo a la misma familia biológica que el arroz convencional (Poacea) no comparte el género con él (el género biológico es Zizania). El arroz que comemos habitualmente pertenece es la especie Oryza sativa, mientras que el arroz que llamamos ‘salvaje’ o ‘silvestre’ puede ser la especie Zizania palustris o Zizania aquatica. Pero como su preparación es igual al arroz normal, se incluye dentro de los arroces.

También el silvestre se cultiva en entornos acuosos; difiere de los otros cereales ya que tiene un contenido en agua inusualmente alto cuando se cosecha y es procesado de manera diferente en la industria precisamente para retirar este exceso de agua. Esto hace que su sabor cambie y en la fase de calentamiento se crean nuevos sabores a tostado almendrado.

No es un arroz agradable a la vista, y para aumentar las ventas se ha mezclado con otros tipos de arroces como el blanco de grano largo y el arroz rojo, con la idea de dar color a las guarniciones. Pero lo cierto es que esta mezcla no le hace justicia, puesto que se trata de un arroz de más coste que el habitual y nos lo venden por el mismo precio (mercadona) combinado con otros.

Arroz salvaje
Mezcla de arroz salvaje

Cómo se cocina el Arroz Salvaje

Es un excelente entrante, aunque acompaña a grandes ensaladas, mi favorito es como acompañamiento de carnes, huevos o pescado en guarnición, y he de decir que con pulpo está espectacular (foto). Al igual que las pastas, con cuece con abundante agua, y al vapor conserva todas sus vitaminas.

Cocinar Arroz Salvaje es tiene mayor complicación, y aunque resulta que necesitas de más tiempo al ser un grano algo más duro, no es especialmente delicado puesto que al dente tiene una textura crujiente muy agradable.

Se cocina por unos minutos más que el blanco, estaremos pendiente de que el arroz no se desprenda de su cascara pero que no quede duro.

Este arroz se utiliza como guarnición mezclado o no con otros arroces, así lo utilizan los grandes chef de talla internacional.

Antes de cocinarlo debemos colocarlo como la quinoa, en un colador bajo el grifo. Así lo podremos ayudar para que se hidrate mejor durante la cocción. Lo podemos agregar directamente en el agua fría mientras toma calor para que tenga mas tiempo de hidratación.

Cuando empiece a hervir bajarle el fuego y taparlo para que cocine lentamente. Tenemos que dejarlo unos 15-20 minutos aproximadamente.

Propiedades del Arroz Salvaje

Posee una gran diferencia en el ámbito nutricional; es más bajo en calorías que un grano integral o blanco y posee un mayor contenido de proteínas, siendo además más bajo en carbohidratos. Además tiene una gran cantidad de cobre, zinc y potasio que los arroces de verdad. Es una fuente de antioxidantes y vitamina B.

Arroz Salvaje germinado

El valor nutritivo del arroz salvaje se puede potenciar mediante la germinación del grano, pues mediante este proceso, pueden contener hasta cien veces más enzimas y contar con más vitaminas y minerales a nuestra dieta.

Para germinar arroz salvaje debes dejar la semilla 9 horas en remojo. Una vez transcurridas debes ponerlas en una bandeja de germinación en la que le llegue el agua sin cubrir; así favorecemos la salida de la raíz y el tallo nuevo; tras 3 ó 5 días germina el arroz salvaje.

Las propiedades del arroz salvaje germinado se aprovechan al 100% en crudo, por lo que se aconseja consumir en ensaladas junto a otras hortalizas.